Ámame u Ódiame

Lo opuesto del amor
no es el odio,
es la indiferencia.
– Elie Wiesel
Bonita frase esta del superviviente de Auschwitz y premio noble de la paz, Elie Wiesel.  Parece ser una ¨verdad¨ que se ve reflejada en muchos terrenos.    Lo vemos en los niños;  si no reciben amor, prefieren que les riña antes de ser ignorados.  Lo vemos en los adultos; cuanto cuesta aceptar relaciones acabadas (relaciones indiferentes).  Nos es mucho más fácil acabar con una relación si ha habido un conflicto que si simplemente uno ha ido ¨olvidándose¨ del otro.  Es un mensaje que hasta mi experto de marketing preferido, Seth Godin, menciona cuando se refiere a los clientes. 
Peligrosa INDIFERENCIA.  Donde está la indiferencia, no hay AMOR.
Ámame u ódiame, pero no pases de mi.