Una Cicatriz es mucho más que una Cicatriz

¨Una cicatriz significa que fui más fuerte que aquello que intentó dañarme.¨

– Anais Nin

Según la RAE, una cicatriz es una señal o marca que se queda después de cerrarse una herida o una impresión profunda y duradera que deja un hecho doloroso. ¿Qué os parece si nosotros, por eso de ser inconformistas, ampliamos esa definición? Podríamos añadir que una cicatriz es una muestra de que hemos pasado por un dolor, hemos superado el sufrimiento y aquí seguimos. Es el lugar donde se forja nuestro carácter. Es un recuerdo de que somos capaces de salir de mucho más de lo que creemos. En dos palabras es un ¨yo pude¨ y si se plantea alguna otra adversidad nos recordará que ¨yo podré¨. Visto de esta manera, una cicatriz es una señal de esperanza para nosotros y para los que nos conocen.

 

Desde pequeños nuestras familias, amigos y la cultura que nos rodea nos enseñan de una manera explícita o implícita que no debemos de mostrar nuestras cicatrices. Al fin y al cabo, las cicatrices son feas y por que no esconderlas mejor o maquillarlas para que cara a la galería no se vean.

 

De cierta manera, lo entiendo. Existe mucho miedo de mostrar nuestra vulnerabilidad, aquello que nos ha herido en lo más profundo. Al mostrar nuestras cicatrices nos exponemos al rechazo social, al que dirán, a las miradas y a los cuchicheos.

 

Sin embargo, TODOS tenemos cicatrices, ya sean visibles o no. Algunas son unos puntos en la rodilla por esa caída en bici y en otros casos es un tajo en el corazón por una traición. Pero al final todas son cicatrices.

 

Y me pregunto, ¿no deberían de ser algo de lo que nos sintamos orgullosos? Detrás de cada cicatriz hay una historia de superación, de resiliencia. Deberíamos de llevarlas como medallas de VALOR.

 

Con esto no digo que todos debemos mostrar nuestras cicatrices. Principalmente porque no todo el mundo se ha ganado el derecho de escuchar nuestra historia. Por otro lado, el sufrimiento y el dolor es mejor contarlo una vez que se haya cicatrizado la herida y no antes. Y otras veces, y por qué no, simplemente por que no queremos contarlo.

 

Mi reflexión para esta semana es, cuando alguna adversidad nos azota, tenemos la necesidad de darle un sentido a lo que nos ha ocurrido, a nuestro dolor. ¿Cómo convertimos esa cicatriz en algo que merezca la pena y no en algo que de pena?

 

Personalmente, de mis adversidades, la única respuesta a la que llego una y otra vez y que a lo largo de mi vida me ha llevado a una misma conclusión, la de ayudar a otros. Es el único sentido que le he encontrado a tanto sufrimiento.

 

Espero que compartiendo mis aprendizajes y cicatrices os pueda ayudar de alguna manera a vosotros con las vuestras.

 

xo…t

 

#lifelesson #lifelesson2 #schooloflife #lessonslearned #resiliencia #cicatrices #esperanza #autoeficacia 

¡Todos Tenemos este Superpoder!

Al hombre se le puede arrebatar todo salvo una cosa: la última de las libertades humanas —la elección de la actitud personal ante un conjunto de circunstancias— para decidir su propio camino. – Viktor Frankl

Elegir. Es una palabra bonita, ¿no os parece? Está ahí arriba con otras palabras como el amor, la esperanza o la gratitud.

 

No sé vosotros, pero hasta los 38 años realmente no llegué a entender su significado. Para mí era una palabra más en el diccionario y básicamente consistía en ¿qué me pongo, con quién me junto, qué estudio? O esa otra que me trae por la calle de la amargura, ¿qué hago de comer? Y aunque en temas más serios como, ¿me caso con mi Paco o me alisto a la mili?, sí tomaba las decisiones reflexionadas, y era consciente de lo que estaba haciendo y cómo cambiaría mi vida. Pero en lo que nunca pensé o me di cuenta fue que la palabra ELEGIR conlleva poder, es nuestro superpoder.

 

La vida no siempre viene cómo la esperamos, planificamos o nos gustaría. A veces suceden cosas terribles, ya sea por nuestras propias decisiones y acciones o por puro azar del destino. Sobre algunas tenemos control y otras no. Algunas veces son tan extremas que sentimos que no hay salida. Pero recuerda, que no importa la circunstancia, hasta en las más terribles, tenemos esa última de las libertades humanas, la elección de cómo llevarlo. De esto nos habla Viktor Frankl en esta frase, de ese espacio entre lo que ocurre y cómo elegimos reaccionar ante ello.

 

Hasta ahora bien, ¿no? Sin embargo, ¿en qué consiste ese espacio? En ese espacio está nuestro poder de elegir, está el VIVIR desde la elección, vivir la vida a conciencia y con atención plena. En ese espacio te empoderas, te haces fuerte, te haces resiliente.

 

Y hay más, en ese espacio vive el optimismo, saber que eligiendo voy a poder crear un mejor mañana. Elegir es ese rayo de luz en la oscuridad que nos muestra que hay esperanza. Está la confianza en uno mismo, saber que elija lo que elija, de esta saldré bien y si no, tengo los recursos y contactos para hacerlo o la fuerza para aceptarlo.

 

Para adquirir este superpoder de elegir tenemos que concienciarnos de que todos tenemos ese lugar mágico. Aunque a veces, al igual que Spiderman, no es hasta que nos ¨pica¨ la adversidad que descubrimos a lo que se refiere Frankl.

 

Si solo pudiese elegir una lección y una frase, sería esta. Ha sido el hilo conductor de mi vida y mí lección de vida más importante. Y aunque durante años lo hice de una manera inconsciente, es lo que me ha producido el mayor bienestar posible en los momentos malos, conjuntamente con mi familia. Por este motivo, este año vuelvo a mis #hoyelijo, para recordaros y recordarme que en cada momento estamos eligiendo y que estas elecciones determinarán la vida que creamos y cómo la vivimos.

 

#lifelesson #lifelesson1 #schooloflife #lessonslearned #resilience #powerofchoice #hope #optimisim #selfefficacy #resiliencia #poderdeelegir #esperanza #optimismo #autoeficacia #liveyourlife #vivetuvida